Sí, los gatos podemos sentir celos

Una pregunta que le hacen con mucha frecuencia a mis papis humanos es si los gatitos somos celosos como las personas.

Nosotros cuatro nos llevamos muy bien pero admito que cuando llegó Leopoldo a casa sentí celos ya que pensaba que iba a acaparar toda la atención de papi y que no iban a estar pendientes de mi.

Los gatos somos muy territorialistas y otro gato puede ser una “amenaza”.

Los primeros días de la llegada de Leopoldo a veces le gruñía a papá, volcaba el arenero, me volví ruidoso y “pegaba” a Leopoldo. Sin embargo cuando me di cuenta de que papi me seguía prestando la misma atención, me daba los mismos mimos de siempre y que Leopoldo dejaba mis juguetes en paz  y no era “competencia” se me pasó.

Cuando traigas otro gatito a casa, aparte de los consejos que ya te hemos dado antes, lo importante es tener mucha paciencia con el gato residente; prestarle mucha atención y darle los mismos mimos de siempre para evitar problemas.

20180524_115251623_iOS
Yo con Leopoldo echando una siestita

Leopoldo y yo hasta dormimos ahora juntitos…